El pasado lunes tuve un poquito de suerte

25.02.2010

Lady Luck | xxPaperflowersxx

El lunes tuve un pequeño golpe de fortuna. Pocas personas llamarían a lo que me ocurrió un golpe de fortuna, pero mi vida es últimamente tan triste y patética que me siento feliz si un día no me cae sobre la cabeza, metafóricamente hablando, una maceta.

Estuve en la biblioteca de Sanlúcar y me encontré casualmente con un libro del periodista y escritor catalán Arcadi Espada. No dudé un minuto en hacerlo mío, y diez minutos más tarde empezaba a leerlo sentado en las gradas del pabellón cubierto del polideportivo de Sanlúcar, mientras esperaba que la niña saliera de las clases de gimnasia rítmica y miraba a un equipo juvenil femenino de voleibol entrenarse duro y sonreía cada vez que me fijaba casualmente en la jugadora que al niño le gusta, caracterizada por un enorme y desproporcionado trasero. Tiene ocho años y ya es un hombre de culos, no me parece mal que empiece a tener claro las cosas que le gustan aún a tan temprana edad.

El libro de Espada se llama Periodismo práctico, fue publicado en 2008 poco después de la segunda victoria de ZP en unas elecciones generales, y a modo de catecismo, le da un buen repaso lleno de lógica, sentido, honestidad y ejemplos a lo que es el periodismo actual en España y parte del extranjero, proponiendo de paso una deontología casi imposible pero muy deseable en los tiempos que corren.

Empecé a leer sobre las cinco y media, y a las nueve y media ya había terminado sus doscientas páginas y había planeado leerlo de nuevo y reflexionar sobre su contenido, en los próximos días.

Esa misma madrugada empezaron mis recientísimos problemas de salud, que me han incapacitado para cualquier cosa hasta esta mañana.

Anuncios